Una de las circunstancias más penosas de las guerras de las colonias de la América septentrional era la de sufrir las fatigas y peligros de los bosques vírgenes antes de presentar batalla al enemigo. Bosques amplísimos, impenetrables en apariencia, separaban las tierras rivales de Francia e Inglaterra. El europeo civilizado y el colono enfurecido por el trabajo, que combatían bajo la misma bandera, pasaban a veces meses enteros luchando contra los torrentes, al tiempo que se abrían paso por las gargantas de las montañas...

 

Estado: Muy bien | Tapa blanda ilustrada. Firma de anterior propietario en primera página.

 

Editorial: Ediciones B, S.A. | 2ª Edición | 1992

 

Páginas: 395

 

Tamaño: 21'5x14'5 cms.

El último mohicano | Fenimore Cooper, James

SKU: Novela Histórica
5,00 €Precio